"Seamos capaces de sentir la satisfacción moral de un acto de libertad."

(Rodolfo Walsh)

jueves, 15 de julio de 2010

LA ARGENTINA HOY ES UN PAÍS MÁS JUSTO.


SE APROBÓ EL MATRIMONIO IGUALITARIO, PODRÁN CASARSE LAS PAREJAS HOMOSEXUALES.


Somos el primer país de América Latina en aceptar el matrimonio entre personas del mismo sexo, y el décimo en el mundo.


Ahora toca adecuar aspectos secundarios del Código Civil para subsanar algunas cuestiones, que quedan desfasadas por eso de "padre" y "madre".


PERO EN LA ARGENTINA DE HOY, HAY MÁS IGUALES QUE AYER.


Estoy orgullosa de mi país.

2 comentarios:

Edgardo dijo...

La pucha mi amiga, compa, hermana, hoy es un día donde podemos creer aunque sea un poquito que las cosas se pueden hacer diferente, para el bien de todos, y cambiar nuestro presente.

Con la votación de la Ley de Matrimonio Igualitario esta madrugada (razón por la que tengo tanto sueño y esta inmensa felicidad) logramos un paso importantísimo. Hoy somos una sociedad un poco más igualitaria, más justa, más sincera, una sociedad menos represora, menos segregacionista, menos inquisitiva. Porque hoy se logro (gracias a los miles de seres que pelearon por esta conquista, federaciones, organizaciones, periodistas, intelectuales, científicos, médicos, abogados, militantes, luchadores, ciudadanos y simples victimas) que una minoría eternamente discriminada, segregada, señalada, excluida pudiera integrarse (como se merece y debe) al resto de la sociedad. La verdad que hoy rompimos una cadena, de las tantas que todavía debemos romper para sentirnos libres realmente, y entonces podemos andar más sueltos, con más movimiento, con más fuerza.

Aunque sea por hoy, podemos sonreír felices y satisfechos del triunfo logrado y de pertenecer a esta sociedad, a este tiempo, a esta realidad donde se conquistan derechos como estos, donde podemos mirarnos y tener fe en nosotros mismos y en los que nos rodean. Será por hoy, pero vale la pena sentir esto que sentimos (o siento), es HOY TODOS NOS MERECEMOS ESTA ALEGRÍA.

ESTOY FELIZ, REALMENTE FELIZ.

Un beso inmenso.

HologramaBlanco
(Edgardo)

María Marta Bruno dijo...

Mi hermano, yo también estoy felíz, muy felíz. Comarto lo que decís en un todo, y sólo puedo agregar, invocando a la enorme Mercedes Sosa: Y JUREMOS CON GLORIA VIVIR.

Un gran, gran abrazo (¿va a salir el matrimonio intergaláctico antes de que nos juntemos a tomar unos mates?)